• Una nube de humo se eleva despúes de un bombardeo de la coalición internacional, dirigida por EE.UU., en la ciudad siria de Kobani, 10 agosto de 2014.
Publicada: domingo, 28 de mayo de 2017 6:43
Actualizada: domingo, 28 de mayo de 2017 8:21

El Gobierno sirio pidió el sábado al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU) que presione a EE.UU. para que detenga sus bombardeos en el suelo sirio.

“La aviación de la ‘ilegitima coalición internacional’, encabezada por EE.UU., bombardeó el viernes la ciudad de Al-Mayadin (ubicada en el sureste de la provincia de Deir al-Zur). El ataque aéreo provocó la muerte de 35 civiles, la mayoría mujeres y niños”, informó la Cancillería siria en dos cartas enviadas al secretario general de la ONU y al presidente del CSNU.

EE.UU. y sus aliados, bajo el pretexto de combatir el terrorismo, están realizando una serie de violaciones contra la soberanía de Siria, mientras sus operaciones aéreas en el suelo sirio sólo han provocado la expansión del caos y la destrucción de los que se aprovechan las organizaciones terroristas como el EIIL (Daesh, en árabe) y el Frente Al-Nusra (autodenominado Frente Fath Al-Sham), denunció.

Damasco afirmó que las actuaciones de la coalición anti-EIIL contradicen las resoluciones del Consejo de Seguridad y las normas del derecho internacional, de hecho, demuestran la hostilidad la alianza internacional contra Siria y su conspiración con las bandas armadas que “solo quieren matar a sirios inocentes”.

La aviación de la ‘ilegitima coalición internacional’, encabezada por EE.UU., bombardeó el viernes la ciudad de Al-Mayadin(ubicada en el sureste de la provincia de Deir al-Zur). El ataque aéreo provocó la muerte de 35 civiles, la mayoría mujeres y niños”, informó la Cancillería siria.

El Ministerio sirio señaló, asimismo, que el autoritarismo practicado por algunos miembros permanentes del CSNU, es decir Francia, el Reino Unido y EE.UU., es el principal factor en la prolongación de la crisis en Siria.

Concluyó que Siria subraya la necesidad de detener los ataques de la coalición, liderada por EE.UU., y de implementar las resoluciones del Consejo de Seguridad relacionadas con la lucha contra el terrorismo, como la resolución 2253.

Estados Unidos encabeza una coalición de más de 60 naciones que lanza ataques aéreos contra Daesh en Siria e Irak desde 2014. Sus operaciones en Siria, sin embargo, no están autorizadas por el Gobierno sirio presidido por Bashar al-Asad ni fueron avaladas por el CSNU.

mkh/ctl/msf

Comentarios