•  La gente en una calle de Roma (Italia), cubriendo la cara con mascarilla para evitar el contagio de COVID-19, 13 de diciembre de 2020. (Foto: AFP)
Publicada: jueves, 31 de diciembre de 2020 19:36

El efecto de la vacunación no es inmediato y la inmunidad aparece tras 21 días, pues, hay que seguir usando mascarillas en lugares públicos, dice un científico.

Varios países han empezado recientemente la vacunación masiva de la población contra el nuevo coronavirus, causante de la COVID-19. Ante esta medida, algunas personas podrían considerar ya innecesario utilizar mascarillas en los lugares públicos, así como cumplir el distanciamiento social.

No obstante, las vacunas contra el virus se administran en dos etapas, y, de hecho, existe la posibilidad de infectarse con el virus durante el periodo entre la primera inyección y la segunda. Así que, el efecto de las vacunas generalmente no es inmediato.

Asimismo, es posible que una persona vacunada aún porte los patógenos del coronavirus y los transmita a los demás.

 

“La respuesta inmune del cuerpo comienza a desarrollarse después de la primera inyección. Sin embargo, la inmunidad estable a la infección por coronavirus [causante de COVID-19] no aparece hasta aproximadamente tres semanas después de la segunda inyección [con la vacuna rusa Sputnik V], que se administra 21 días después de la primera”, explicó al respecto Alexánder Guíntsburg, director del centro ruso Gamaleya, creador de la Sputnik V.

En el caso de las dos vacunas de Pfizer y de Sputnik V, el periodo de la aparición total de la inmunidad es de tres semanas, y de cuatro en el de la de Moderna.

mrp/ktg/fmk/rba