• El canciller iraní, Mohamad Yavad Zarif (dcha.), y el nuevo embajador francés en Irán, Philippe Thiebaud, Teherán, 14 de abril de 2019. (Foto: IRNA)
Publicada: domingo, 14 de abril de 2019 17:52

La turbulenta situación en varios países de África del Norte es resultado de los actos injerencistas de ciertos Estados árabes, censura el canciller de Irán.

El ministro iraní de Asuntos Exteriores, Mohamad Yavad Zarif, se ha referido a las crisis y al caos que se están viviendo en varios países norteafricanos en una reunión mantenida este domingo con Philippe Thiebaud, nuevo embajador francés en Teherán (la capital de Irán).

Expresando la disposición del Gobierno iraní a dialogar y cooperar con las autoridades francesas a fin de hallar soluciones para los problemas que aquejan a la región, Zarif ha atribuido “las peligrosas evoluciones” registradas recientemente en Sudán y Libia a las intromisiones de algunos Estados árabes, en alusión a Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos (EAU).

El régimen saudí hizo público el sábado su apoyo a los militares golpistas de Sudán, que derrocaron el jueves al presidente sudanés, Omar al-Bashir, y establecieron en el país africano un gobierno de transición militar, que no fue celebrado por los sudaneses, que han exigido la pronta instauración de un gobierno civil.

La situación en Libia se ha agravado también desde el 4 de abril, cuando el general Jalifa Haftar lanzó una ofensiva contra Trípoli, la capital libia, bajo el control del Gobierno de Acuerdo Nacional (GAN), respaldado por la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

El diario estadounidense The Wall Street Journal (WSJ) reveló el apoyo multimillonario de los Al Saud al general Haftar, quien en marzo hizo una visita a Riad (la capital saudí), donde se reunió con el príncipe heredero saudí, Muhamad bin Salman Al Saud, así como con el jefe de la Inteligencia y el ministro del Interior de la monarquía árabe.

 

Zarif denuncia declaración de G7 y tuit del embajador francés en EEUU sobre Irán

En otro momento de sus comentarios, el canciller iraní ha censurado la reciente declaración del Grupo de Siete países industrializados (G7), del que Francia forma parte, sobre el programa de misiles y el rol regional del país persa, y ha criticado, además, las afirmaciones formuladas por el embajador francés en EE.UU., Gerard Araud, sobre la posibilidad de que París reimponga sanciones a Teherán.

La persistencia de tales posturas, ha señalado Zarif, perjudicará al acuerdo nuclear firmado en 2015 entre Teherán y el Grupo 5+1 —integrado entonces por EE.UU., el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania—. Washington se salió unilateralmente del pacto en mayo de 2018.

El nuevo embajador francés en Teherán ha aclarado, por su parte, que la postura oficial de Francia es lo anunciado en múltiples ocasiones por el presidente galo, Emmanuel Macron, de que todas las partes sigan ciñéndose al cumplimiento del acuerdo nuclear.

mnz/anz/hnb/rba

Comentarios