• El subcomandante del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI), el general de brigada Hosein Salami.
Publicada: lunes, 11 de febrero de 2019 19:28

Los enemigos no podrán dominar ni controlar Irán, es más, son ellos los que deben abandonar el Oriente Medio, dice un alto militar iraní.

“Quieren que Irán abandone la región para allanar el camino para su dominio y se les permita una vez más controlar nuestras fronteras a fin de poder crear problemas para la nación iraní (…) El enemigo no debe pedirnos que abandonemos la región, son ellos mismos los que deben abandonarla”, ha dicho este lunes el subcomandante del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI), el general de brigada Hosein Salami.

En declaraciones al margen de las marchas con motivo del 40.º aniversario de la Revolución Islámica en la ciudad de Shahrekord (suroeste), el alto mando militar ha hecho hincapié en que el país persa seguirá ayudando a los musulmanes en cualquier parte del mundo y no permitirá que los enemigos los dominen.

En este sentido, Salami ha enfatizado que Irán está modificando constantemente sus políticas tomando en cuenta los enfoques de los enemigos.

Quieren que Irán abandone la región para allanar el camino para su dominio y se les permita una vez más controlar nuestras fronteras a fin de poder crear problemas para la nación iraní (…) El enemigo no debe pedirnos que abandonemos la región, son ellos mismos los que deben abandonarla”, dice el subcomandante del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI), el general de brigada Hosein Salami.

 

Refiriéndose a los logros de la Revolución Islámica, el general iraní ha dicho que a pesar de que los enemigos tenían la intención de obstaculizar el camino del desarrollo del país y fragmentarlo, el pueblo persa ha hecho fracasar sus conspiraciones a través de la unidad nacional durante los últimos 40 años.

Este lunes, los iraníes han salido a las calles para celebrar el triunfo de su Revolución en 1979. El pueblo persa, bajo liderazgo del Imam Jomeini (que en paz descanse) derrocó en este año al régimen Pahlavi, apoyado por EE.UU., y abrió una nueva página en la historia del país.

Con su presencia en esta marcha, la nación iraní ha puesto de relieve su lealtad a los ideales de la Revolución Islámica y ha condenado las políticas hostiles de los países occidentales contra la República Islámica.

ftn/ctl/fmk/rba

Comentarios