• El jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de Irán, el general de división Mohamad Husein Baqeri.
Publicada: miércoles, 10 de enero de 2018 15:14
Actualizada: miércoles, 10 de enero de 2018 16:10

El jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de Irán, el general de división Mohamad Husein Baqeri, considera ‘ridículo’ que Estados Unidos, con su ‘largo historial de opresión y crímenes contra su propio pueblo’, acuse al país persa de violar los derechos de sus ciudadanos.

El alto cargo militar ha denunciado este miércoles acusaciones lanzadas por las autoridades estadounidenses, según las cuales el Gobierno y la Policía de Irán habrían usado “fuerza letal para reprimir” las recientes manifestaciones habidas en varias ciudades del país.

El general Baqeri ha subrayado que EE.UU., conocido por “su larga historia de crímenes y vandalismo”, no tiene derecho a lanzar “acusaciones ridículas” contra los funcionarios de un país cuyo Gobierno es elegido por sufragio nacional.

“La Policía estadounidense mata a diario a personas inocentes sin que hayan cometido ninguna agresión contra agentes de seguridad ni hayan dañado propiedad pública”, ha precisado.

Diferentes ciudades del país persa han sido escenario recientemente de protestas pacíficas para reclamar medidas prácticas al Gobierno que alivien el desempleo y reduzcan la carestía de la vida. Los enemigos del país persa, encabezados por EE.UU. e Israel, aprovecharon la oportunidad para atentar contra la República Islámica por medio de sus secuaces, que infiltrados en las manifestaciones llevaron a cabo actos vandálicos y violentos. Hubo incluso una veintena de víctimas mortales.

La Policía estadounidense mata a diario a personas inocentes sin que hayan cometido ninguna agresión contra agentes de seguridad ni hayan dañado propiedad pública”, señala el jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de Irán, el general de división Mohamad Husein Baqeri.

 

El general Baqeri ha rechazado cualquier implicación de la Policía o de militares en la muerte de manifestantes. “Son casos sospechosos, la mayoría de ellos ocurridos por disparos por detrás y desde lugares desconocidos”, ha dicho el general, que ha agregado que todos los sucesos están siendo investigados.

Por todo ello, el alto mando castrense ha despreciado la aprobación el martes por la Cámara de Representantes de EE.UU. de una resolución antiiraní en apoyo a los disturbios, que sostiene que los actos de sabotaje son “legítimos y pacíficos”. El texto “condena las violaciones graves de los derechos humanos, la corrupción y las actividades de desestabilización cometidas en el extranjero por Irán”.

La moción, según el oficial iraní, forma parte de una “campaña mediática y operación psicológica” llevada a cabo por el enemigo contra el país persa, pese a que la nación iraní ya no teme tales agresiones, ha subrayado el general.

ftm/mla/alg/hnb

Commentarios