• Iraníes protestan contra genocidio de musulmanes de Myanmar
Publicada: viernes, 8 de septiembre de 2017 15:13

Numerosos iraníes se han manifestado este viernes para protestar contra el genocidio en Myanmar (Birmania) de la minoría musulmana rohingya.

Durante la marcha, realizada en Teherán (capital de Irán) después del rezo del viernes, los manifestantes llevaban pancartas en las que se veían imágenes de niños asesinados por el Ejército de Myanmar y lemas contra los crímenes cometidos contra los musulmanes en el estado birmano de Rajine (oeste).

“El genocidio de los musulmanes de Myanmar, otro crimen de la arrogancia”, “El silencio ante los crímenes es una traición”, “El silencio de los musulmanes es una traición al Corán” y “El genocidio de los musulmanes, el nuevo complot de EE.UU.”, se leía en las pancartas.

En el acto de protesta, celebrado en la víspera del Eid al-Qadir —una de las mayores fiestas islámicas—, se escucharon también lemas como “muerte a EE.UU.”, “muerte al Reino Unido” y “muerte a los Al Saud”.

“Las matanzas de musulmanes de Myanmar son causa de gran aflicción para todos los musulmanes y han entristecido a todos. El silencio de las organizaciones internacionales y de algunos países islámicos ha aumentado esta pena”, se ha escuchado al final de la manifestación, en la lectura de un comunicado.

Las matanzas de musulmanes de Myanmar son causa de gran aflicción para todos los musulmanes y han entristecido a todos. El silencio de las organizaciones internacionales y de algunos países islámicos ha aumentado esta pena”, indica un comunicado leído al final de la protesta de Teherán contra el genocidio de musulmanes en Myanmar.

 

Los manifestantes, según el comunicado, reclaman el envío a Myanmar de un “comité de búsqueda de la verdad” y llaman a las instituciones iraníes a socorrer al “indefenso” pueblo rohingya.

Cabe mencionar que en paralelo a la manifestación de Teherán se han realizado marchas similares en otras ciudades iraníes, como Kashan, Mashad, Qom, Qazvin y otras.

Estas manifestaciones siguen la línea marcada por las autoridades persas para denunciar los violentos crímenes del Ejército birmano, como decapitaciones y quema de personas vivas.

Este mismo viernes, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) ha anunciado que el saldo mortal de la dura represión ejercida por Myanmar contra la minoría musulmana podría superar las 1000 víctimas.

tqi/mla/ncl/rba

Comentarios