• El canciller iraní, Mohamad Yavad Zarif, en una entrevista concedida a un medio iraní en Teherán, la capital persa.
Publicada: domingo, 28 de mayo de 2017 17:18

El canciller iraní, Mohamad Yavad Zarif, ha llamado a los líderes del mundo islámico sentirse más responsables ante la unidad de los musulmanes.

En un comunicado publicado el sábado por el inicio del mes sagrado de Ramadán, Zarif se ha referido a las discordias y las disputas impuestas a los países islámicos y ha pedido adoptar medidas necesarias para establecer una firme unidad entre la comunidad musulmana.

“A medida que el mundo islámico se sigue desgarrando por las diferencias, tanto por sus disputas internas como por las intervenciones extranjeras, los líderes responsables de la comunidad islámica tienen el deber de unirse para reconocer que la solución sólo podría cultivarse mediante el diálogo, no por la lucha”, ha escrito el canciller iraní, en un mensaje emitido por su cuenta de Twitter.

“En este sentido, debemos transformar el camino que nos divide”, ha recalcado Zarif, para luego advertir que las diferencias pueden provocar divisiones y pueden ser consideradas como un punto de debilidad, a menos que los musulmanes las vean como una fuente para fortalecerse.

Asimismo, ha pedido a los líderes musulmanas evitar medidas que permitan a los enemigos conseguir su objetivo de excluir al Islam a favor de los que promueven la fobia hacia esta “religión divina”.

A medida que el mundo islámico se sigue desgarrando por las diferencias, tanto por sus disputas internas como por las intervenciones extranjeras, los líderes responsables de la comunidad islámica tienen el deber de unirse para reconocer que la solución sólo podría cultivarse mediante el diálogo, no por la lucha”, ha destacado el canciller iraní, Mohamad Yavad Zarif.

El jefe de la Diplomacia persa también ha recordado un verso del sagrado Corán —libro divino de los musulmanes— que dice: ‘Quien matara a una persona sería como si hubiese matado a toda la humanidad; y quien salvara una vida, fuera como si hubiera salvado las vidas de toda la humanidad’.

“Más que nunca, cada uno de nosotros, desde los ciudadanos comunes hasta los líderes políticos, debemos unirnos para encontrar soluciones que aborden definitivamente las injusticias y el derramamiento de sangre que afligen al mundo musulmán”, ha agregado el ministro persa. 

Estos comentarios se produjeron en la misma jornada en que el presidente iraní, Hasan Rohani, en un mensaje enviado por separado a los dirigentes islámicos, instó a los líderes musulmanes a actuar con moderación y a contrarrestar los intentos de enemigos de propagar la islamofobia.

Es de mencionar que Ramadán es el noveno mes del calendario musulmán, conocido internacionalmente por ser el mes en que los musulmanes, por su fe y por sus creencias, ayunan a diario desde el alba hasta la puesta del sol.

myd/ktg/zss/rba