• Rohani: El extremismo y la violencia, grandes desafíos de Asia
Publicada: lunes, 10 de octubre de 2016 7:45
Actualizada: lunes, 10 de octubre de 2016 23:05

El presidente iraní, Hasan Rohani, considera que el extremismo y la violencia son los mayores desafíos que enfrenta actualmente Asia.

“La República Islámica de Irán, que conoce en profundidad la importancia de la seguridad y la estabilidad en Asia, cree que los mayores desafíos de la actualidad son el extremismo y la violencia que se extienden por nuestro continente, desde Tokio hasta Delhi y desde Bagdad y Damasco hasta Estambul”, ha advertido Rohani en su discurso ante la Asamblea del Diálogo de Cooperación de Asia (ACD, por sus siglas en inglés) en Bangkok, capital de Tailandia.

Asegura, además, que la seguridad del este y oeste de Asia es “inseparable”, alertando de que la injerencia ilegal de las potencias extranjeras es la principal amenaza para todos los asiáticos, amén de que promueve la violencia en la región.

La República Islámica de Irán, que conoce en profundidad la importancia de la seguridad y la estabilidad en Asia, cree que los mayores desafíos de la actualidad son el extremismo y la violencia que se extienden por nuestro continente, desde Tokio hasta Delhi y desde Bagdad y Damasco hasta Estambul”, ha advertido el presidente de Irán, Hasan Rohani, en su discurso ante la Asamblea del Diálogo de Cooperación de Asia (ACD, por sus siglas en inglés) en Bangkok, capital de Tailandia.

En este contexto, el presidente persa ha asegurado que no se puede tener seguridad, obviando las catástrofes terroristas en Irak y Siria, los bombardeos contra mujeres y niños en Yemen y los crímenes del régimen israelí en Palestina, por ello insiste en la necesidad de dialogar para poner fin a los problemas y desafíos regionales.

En declaraciones hechas ante esta cumbre asiática, en la que han participado funcionarios y autoridades de 34 países asiáticos, Rohani se ha referido al lema de la ACD: ‘Asia unida, diversidad de capacidades’, pues considera que esta consigna coadyuva a una Asia más fuerte, que se hará realidad con autoestima y una voluntad común de convergencia.

El jefe de Ejecutivo iraní ha señalado, asimismo, que el progreso de Asia se logrará con la cooperación de todas sus naciones en las áreas comerciales, científicas, culturales y tecnológicas, entre otras, y así se podrán resolver los problemas mundiales como el cambio climático, la crisis de refugiados, el analfabetismo y la pobreza, etc.

Tras referirse a la situación geográfica de Irán, punto de conexión entre el Este y el Oeste, ha subrayado que, después del acuerdo nuclear y el levantamiento de las sanciones, el país persa pretende un papel más activo en el desarrollo de los nuevos mercados y en el suministro sostenible de energía.

zss/nii/

Comentarios