• Portavoz del Ministerio iraní de Exteriores, Husein Yaber Ansari.
Publicada: sábado, 26 de diciembre de 2015 22:47
Actualizada: domingo, 27 de diciembre de 2015 2:22

La Cancillería de Irán ha tildado este sábado de “infundados” e “infructuosos” los alegatos de la Liga Árabe (LA) sobre el papel de Teherán en la región.

“Algunos países que son criticados y acusados por las naciones de la región y la comunidad internacional de ser los principales patrocinadores del extremismo y terrorismo procuran distraer la atención del mundo sobre su papel en la desestabilización de la región, calificando a la República Islámica de Irán como una amenaza”, denuncia el portavoz del Ministerio iraní de Exteriores, Husein Yaber Ansari.

Algunos países que son criticados y acusados por las naciones de la región y la comunidad internacional de ser los principales patrocinadores del extremismo y terrorismo procuran distraer la atención del mundo sobre su papel en la desestabilización de la región, calificando a la República Islámica de Irán como una amenaza”, denuncia el portavoz del Ministerio iraní de Exteriores, Husein Yaber Ansari.

El jueves, la LA emitió un comunicado en el que condenó lo que consideraba “la intervención de Irán en los asuntos internos del mundo árabe”, hecho que según la nota “amenaza la paz y seguridad regional”.

El diplomático persa ha criticado que “dichos alegatos son infructuosos, falsos, con intencionalidad y sin relación alguna con la agenda de la cita de los ministros de Exteriores”, que fue abordar la intervención militar de Turquía en Irak.

Sesión de los cancilleres de la Liga Árabe sobre la presencia militar turca en Irak, El Cairo (Egipto).

 

“La República Islámica de Irán es un actor activo, responsable y estabilizador en las evoluciones de la región y pese a las posturas no amistosas de algunos países, seguirá intentando reducir las tensiones y crisis regional mediante el diálogo con sus vecinos”, ha sostenido Yaber Ansari.

En esta línea, ha subrayado las relaciones “fraternas y basadas en el respeto e interés mutuo” entre Irán y sus vecinos árabes.

En momentos en que “está en curso la tercera Intifada (levantamiento) del pueblo palestino”, los Gobiernos de la región deben poner una especial atención a la causa palestina y la importancia de materializar los derechos de esta nación, ha indicado el vocero de la Cancillería de Irán.

De hecho, se ha referido a la situación de alta tensión que se está viviendo en los territorios ocupados palestinos desde hace casi más de dos meses a raíz de los asaltos de militares israelíes y la profanación de la Mezquita Al-Aqsa, en Al-Quds (Jerusalén), por parte de colonos y fuerzas del régimen israelí.

Desde el 1 de octubre, al menos 135 palestinos han muerto y miles sufrido heridas a manos de los militares israelíes, según el último balance de víctimas calculado por el Ministerio palestino de Salud. Por otro lado, han perecido cerca de 20 israelíes en los choques con palestinos.

mjs/ktg/nal