• El equipo de fútbol de Argentina durante una sesión de entrenamiento en Buenos Aires, la capital argentina, 25 de mayo de 2018.
Publicada: sábado, 2 de junio de 2018 5:47

Un diputado árabe del parlamento israelí insta a Argentina a cancelar el partido de su equipo nacional con Israel por la represión de los palestinos en Gaza.

Celebrando el partido, dijo Yousef Jabarin en una carta enviada el viernes al embajador argentino en los territorios ocupados, “envía un mensaje peligroso a Israel de que el mundo está ignorando sus graves violaciones de los derechos humanos”.

Jabarin, de la Lista Conjunta (Árabe), reiteró que el jugador estrella Lionel Messi “no puede dar la espalda a las víctimas palestinas”.

“Realmente, espero que los organismos relevantes en Argentina revalúen la celebración del partido según lo previsto”, añade el diputado.

El partido amistoso tendrá lugar el 9 de junio en el estadio Teddy de Al-Quds (Jerusalén), una semana antes del primer partido de Argentina en la Copa Mundial contra Islandia, el 16 de junio, en Moscú.

La campaña internacional de Boicot, Desinversión y Sanciones contra Israel (BDS) ha llevado a cabo una campaña para detener el partido, incluido el envío de cartas a figuras deportivas argentinas.

El BDS también exigió el fin de la ocupación de Palestina y el derecho al retorno de todos los refugiados palestinos a sus hogares, lanzando una campaña –#ArgentinaNoVayas y #NothingFriendly (o no hay nada de amistoso)– instando a Argentina a renunciar al partido. 

Realmente, espero que los organismos relevantes en Argentina revalúen la celebración del partido según lo previsto”, dice Yousef Jabarin, diputado árabe del parlamento israelí.

 

Una carta del Comité Argentino de Solidaridad con Palestina a la Secretaria Nacional de Deportes de Argentina y la Asociación Argentina de Fútbol indicó el mes pasado que cancelar el partido representaría los valores de solidaridad del pueblo argentino hacia las víctimas de opresión, apartheid y genocidio.

El partido tendrá lugar en un momento en que los soldados israelíes reprimen las protestas realizadas desde el pasado 30 de marzo cerca de la línea de separación entre la Franja de Gaza y los territorios ocupados para exigir al régimen que levante el bloqueo contra el enclave y reconozca el derecho al regreso de más de 5 millones de palestinos expulsados de sus tierras por los israelíes.

Según el Ministerio de Salud de Gaza, más de 120 gazatíes han muerto desde que comenzaron las protestas.

alg/ktg/hnb

Comentarios