• Los ministros de Asuntos Exteriores de países árabes durante una reunión de emergencia de la Liga Árabe (LA), celebrada en El Cairo, capital egipcia, para abordar las tensiones diplomáticas entre Irán y algunos países árabes, 10 de enero de 2016.
Publicada: martes, 19 de enero de 2016 2:38
Actualizada: martes, 19 de enero de 2016 17:51

Una reciente investigación revela que el 78 % de las élites en el mundo árabe destaca que la discordia entre Irán y los Gobiernos árabes beneficia al régimen de Israel.

De acuerdo con la encuesta publicada hoy lunes por el Centro de Estudios de Al Jazeera, el 78% de los entrevistados por teléfono de 21 países árabes cree que la discordia iraní-árabe beneficia a Israel, el 15 % indica que la discordia ya podría favorecer al régimen de Tel Aviv, el 6 % dice que los problemas entre las partes no tiene ningún beneficio para este régimen, y sólo 1 % rechaza responder.

También el 62 % de los encuestados hace hincapié en que el régimen israelí es el enemigo ‘número uno’ del mundo árabe.

En otra parte del sondeo, el 84% resalta la necesidad de restablecer las relaciones económicas con Irán, mientras que el 50% cree que los países árabes deben llevar a cabo una agresión militar a Irán.

A la pregunta sobre que si el logro de la tecnología nuclear por Irán tiene efecto en la consolidación de su influencia en la región, el 91 % de los encuestados cree que ‘’.

También el 59 % de las élites árabes tiene una buena imagen del país persa y quiere visitar al país, mientras que el 40 % no lo prefiere.

Según el centro de estudios, la encuesta se llevó a cabo para comprender cómo los líderes de pensamiento árabe, incluidos los políticos y los legisladores, los pensadores, los académicos y activistas, ven en general las relaciones de su región con Irán.

Arabia Saudí rompió a principios de enero sus relaciones diplomáticas como comerciales con Irán a raíz de los incidentes ocurridos frente a sus sedes diplomáticas en el país persa en reacción a la ejecución del clérigo chií el sheij Nimr Baqer al-Nimr, junto a 46 personas más, por Arabia Saudí.

En este contexto, otros países, entre ellos Baréin, Somalia, Yibuti y Comoras suspendieron sus relaciones con Irán, siguiendo los pasos de Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos (EAU) también redució sus lazos diplomáticos con Teherán.

Mientras que el 89 % de los árabes rechaza reconocer al régimen israelí como un Estado, responsables israelíes consideran que el establecimiento de relaciones de cooperación y económicas con países árabes facilitaría desarrollar un entorno favorable para su régimen.

El pasado mes de noviembre, el ministerio de asuntos exteriores del régimen de Tel Aviv comunicó la finalización de los preparativos para la apertura por primera vez de una misión israelí en EAU.

La agencia de noticias Middle East Eye ha informado que hace un año se ha establecido una ruta de vuelo secreta y permanente entre algunos países árabes ribereños del Golfo Pérsico e Israel y las partes se movilizan hacia la normalización de las relaciones.

alg/rha/hnb

Comentarios