• --
Publicada: miércoles, 27 de febrero de 2013 10:21
Actualizada: jueves, 10 de diciembre de 2015 13:57

Estados Unidos y el Occidente han ofrecido a Irán reducir las sanciones en su contra, mientras tanto, las autoridades iraníes aseguran que el Sexteto no ha ofrecido ninguna propuesta, informes dados tras las conversaciones mantenidas con el Grupo 5+1 en Kazajistán por los medios occidentales. Los legisladores estadounidenses planean endurecer las sanciones económicas en contra de Teherán, por su programa nuclear pacífico. En este sentido, los mismos medios informan sobre un proyecto de ley, programado para ser distribuido este miércoles en el Congreso de Estados Unidos, que en caso de aprobarse permitiría al presidente Barack Obama a “imponer sanciones económicas a las compañías extranjeras y las entidades que proveen a Irán bienes fundamentales para su economía”. Este proyecto también está diseñado para obligar a países como China para que compren menor cantidad de petróleo iraní, según muestra una copia de la legislación vista por la agencia británica de noticias Reuters. La citada medida, que amplía las sanciones antiraníes actuales, también pretende obligar al Banco Central Europeo (BCE) a cancelar el sistema de pagos transfronterizos que mantiene con el Gobierno iraní. En una carta elaborada por 36 senadores norteamericanos, dirigida al presidente del Consejo Europeo, Herman van Rompuy, se ve como Washington pretende cerrar “una significante laguna en la política de sanciones de Estados Unidos y la Unión Europea (UE)” a fin de presionar al país persa. EE.UU., junto a sus aliados occidentales, acusa a Teherán de perseguir objetivos bélicos en su programa de energía nuclear y se fundamentan en este pretexto para imponer duras sanciones al país persa. Irán, amén de rechazar esas acusaciones, señala que como miembro de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA) y signatario del Tratado de No Proliferación (TNP) tiene derecho legítimo a adquirir y desarrollar la energía nuclear con fines pacíficos. Teherán ha advertido en reiteradas ocasiones sobre la negativa repercusión que dejarán las sanciones antiraníes en la economía mundial. mrk/rh/ab/