• Hija de Al-Zakzaky narra la historia de sufrimiento de su padre
Publicada: domingo, 8 de diciembre de 2019 18:48

Soheila al-Zakzaky, la hija del clérigo chií nigeriano, narra la historia de sufrimiento de su padre. En una rueda de prensa en Teherán, la capital de Irán.

Ya han pasado 4 años desde la matanza de Zaria, donde el Ejército nigeriano atacó a la residencia del prominente clérigo musulmán, sheij Ibrahim al-Zakzaky, y mató a tres de sus hijos y más de 300 de sus seguidores. Ahora, su hija Soheila denuncia el deterioro del estado de salud del sheij quien está encarcelado .

Ha pasado 4 años desde la masacre de Zaria y aún no se ha hecho justicia al respecto. En diciembre de 2015, el Ejército nigeriano atacó a Hoseiniye Baghiatolah, la residencia de sheij y Dar Al-rahma, matando de manera inhumana a más de miles de inocentes, incluidas 297 mujeres, 23 de ellas embarazadas, 548 hombres y 193 niños.

Soheila también enumeró otras atrocidades que las fuerzas nigerianas cometieron durante el brutal arresto del clérigo.
Detalló que quemaron vivas a muchas personas.

Destruyeron casas y edificios. Mataron a bebés y enterraron sus cuerpos en fosas comunes. Además de exhumar a varios de los mártires enterrados en la zona. Denunció el deterioro de estado de salud de sus padres y pidió presión internacional para su liberación.
El médico de Al-Zakzaky también advierte sobre su condición física y lo considera como un milagro.

Pese a que en diciembre de 2016 el Tribunal Supremo de Nigeria ordenó su liberación, el Ejecutivo mantiene encarcelado al clérigo musulmán y a su esposa.

En este periodo se les permitiera viajar bajo estrictas condiciones de vigilancia a La India para recibir tratamiento médico, pero se vieron obligados a regresar a su patria por obstáculos que Nigeria generó en el proceso de su tratamiento.

akm/hnb