• El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, y el primer ministro de Israel, Benyamin Netanyahu, durante una rueda de prensa en Al-Quds (Jerusalén).
Publicada: jueves, 15 de diciembre de 2016 2:13
Actualizada: jueves, 15 de diciembre de 2016 4:18

Un gran acuerdo militar firmado últimamente entre el régimen de Israel y Honduras podría encontrarse con grandes obstáculos en EE.UU., según medios israelíes.

El pasado jueves, Honduras finalizó un acuerdo militar con Israel por valor de 209 millones de dólares. Según el presidente hondureño, Juan Orlando Hernández, el pacto mejorará las fuerzas navales y aéreas de su país “como nunca antes”.

Desde hace años, la Fuerza Aérea de Honduras es un componente clave en la lucha contra los narcotraficantes. Las pandillas, el crimen organizado y las drogas han azotado durante mucho tiempo al Gobierno y a la nación centroamericanos.

Según informó el miércoles el diario The Jerusalem Post, el acuerdo con Israel incluye la renovación de toda la flota de helicópteros de la Fuerza Aérea hondureña, así como muchos de sus aviones de ala fija; estos últimos son los aviones F-5 y A-37 fabricados en EE.UU. y los helicópteros Bell 500.

 

No obstante, lo que amenaza este convenio es una potencial denuncia de EE.UU., que, en 2014, detuvo la mayor parte de su asistencia a la Fuerza Aérea hondureña, poco después de que Hernández lograra aprobar la “Ley de Exclusión Aérea”.

Esta ley autoriza a la Fuerza Aérea a derribar aviones, sospechosos de que porten drogas, que sobrevuelen el espacio aéreo hondureño, algo que EE.UU. considera una violación del Convenio de Chicago, que impone estrictas restricciones para dañar aviones en vuelo y fue firmado por Honduras en 1953.

Washington teme que la renovación de las aeronaves hondureñas por el régimen de Tel Aviv viole ese protocolo. De acuerdo con fuentes diplomáticas, la negativa de EE.UU. de actualizar los aviones de Honduras ha llevado a este a acercarse a Israel, indicó el rotativo israelí.

El obstruccionismo de EE.UU. ha desbaratado los acuerdos de armas israelíes en el pasado, sobre todo en 2000, cuando Israel se retiró de un acuerdo multimillonario para vender a China los sistemas de alerta temprana y de control, conocidos como AWACS o Phalcon. 

mpv/anz/mjs/rba

Comentarios