• El expresidente de Cataluña Artur Mas, en una rueda de prensa en Barcelona, 10 de febrero de 2017.
Publicada: lunes, 13 de febrero de 2017 5:59
Actualizada: lunes, 13 de febrero de 2017 19:48

El expresidente catalán Artur Mas critica la postura del Gobierno español sobre el ‎asunto de la independencia de Cataluña, y dice que seguirán adelante.‎

Mas, en declaraciones realizadas el domingo, cargó contra el Gobierno español por oponerse al referéndum de independencia de Cataluña y advirtió de que las posturas y decisiones del Gobierno en torno a este asunto aumentan la percepción negativa de los catalanes hacia el Ejecutivo.

"España ya ha perdido a la mitad de Cataluña. Si no hace frente a este reto acabará perdiendo más de la mitad", aseguró Mas, insistiendo en que celebrarán el referéndum sin importar la oposición del Gobierno central.

España ya ha perdido a la mitad de Cataluña. Si no hace frente a este reto acabará perdiendo más de la mitad", advirtió el expresidente de Cataluña Artur Mas.

Además, criticó al presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, por su negativa a dialogar sobre el referéndum de independencia en Cataluña y recordó que esta actitud daña a España, solo beneficia al Partido Popular (PP).

El Gobierno español insiste en que no permitirá que se celebre un referéndum independentista en Cataluña, pero los responsables catalanes aseguran que el referéndum se celebrará en 2017 “de manera indefectible” y que bastará el 50 % más uno de los votos a favor para declarar la autodeterminación de forma unilateral.

Pese a lo dicho, Mas asegura que todavía se dan las condiciones para sentarse en la mesa del diálogo y resolver la crisis territorial, si bien la actitud del Gobierno es uno de los principales obstáculos, y esto empuja a los catalanes a celebrar un referéndum sobre su independencia.

También advirtió de que, a falta de diálogo y pese a las posibles medidas del Ejecutivo para obstaculizar el referéndum, el “secesionismo seguirá su curso” y los catalanes llegarán al “final del camino”.

“Aun hay condiciones posibles para sentarse en la mesa" y resolver la crisis territorial (…) Si el Gobierno mantiene la misma actitud a negarse a negociar el referéndum, no habla, recurre a los fiscales y a la guerra sucia, el secesionismo seguirá su curso y llegaremos al final del camino. No sacaremos la bandera blanca”, dijo en conclusión.

hgn/nii/

Comentarios