• El extesorero del Partido Popular, Luis Bárcenas, en la sede de la formacíon en Madrid cuando ostentaba tal cargo.
Publicada: martes, 27 de septiembre de 2016 15:40

Un juzgado español confirma el procesamiento del PP por destrucción de pruebas y delitos informáticos con relación al ordenador de su extesorero Luis Bárcenas.

La jueza Rosa María Freire, titular del Juzgado de Instrucción 32 de Madrid (capital española), ha desestimado este martes los recursos presentados por el Ministerio Fiscal de España y el propio Partido Popular (PP) contra su decisión de procesar a la formación por destrucción de pruebas y delitos informáticos.

El auto de la jueza rechaza los recursos de reforma por considerar que el carácter de persona jurídica del PP no afecta al procedimiento por el delito de daños informáticos, en relación con la destrucción de los discos duros que el entonces tesorero Luis Bárcenas empleaba en la sede del partido en Madrid.

[Existen] indicios de un borrado a conciencia, con ánimo de destruir, no solo los archivos existentes, sino cualquier otra información que hubiera existido previamente en los discos duros”, así se refleja en un auto que mantendrá al Partido Popular en la causa judicial.

“(El PP) está excluido, por tanto, del delito de encubrimiento y solo se ordena la continuación del procedimiento respecto a él, como persona jurídica, en relación al delito de daños informáticos”, razona la magistrada.

La instructora del caso considera que existen “indicios de un borrado a conciencia, con ánimo de destruir, no solo los archivos existentes, sino cualquier otra información que hubiera existido previamente en los discos duros” para dificultar la investigación de una presunta financiación ilegal en el seno del partido conservador español.

La persecución por encubrimiento sí se mantiene —además de los daños informáticos— contra el informático de la formación José Manuel Moreno, la tesorera Carmen Navarro y el abogado Alberto Durán, por ser personas físicas.

 

Además, la jueza señala que el PP, al saber de que las cuentas de su extesorero estaban investigándose, tendría que haber entregado los ordenadores del exadministrador a las autoridades judiciales, en lugar de borrar su contenido.

Cabe destacar que los casos de corrupción que salpican de lleno al principal partido político de España, el PP, como este mismo caso Bárcenas o la financiación ilegal de su filial en la región de Valencia (este), están entre los factores que dificultan la formación de Gobierno. El país ha visto ya dos elecciones generales en menos de un año, y puede que haya una tercera en camino en diciembre.

Las formaciones progresistas de España, como son Podemos y el Partido Socialista Obrero Español (PSOE), rechazan que un partido sumido en escándalos de corrupción pueda Gobernar la nación europea.

krd/mla/rba

Comentarios