• El portavoz de la Organización de Energía Atómica de Irán (OEAI), Behruz Kamalvandi.
Publicada: martes, 22 de septiembre de 2020 7:25
Actualizada: martes, 22 de septiembre de 2020 10:22

La Organización de Energía Atómica de Irán (OEAI) enfatiza que sus actividades no serán afectadas de ningún modo por las nuevas sanciones de EE.UU.

Después de que EE.UU. fracasó en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU) y no pudo reimponer las sanciones internacionales contra Irán, recurrió el lunes a otro paso ilegal e impuso embargos al Ministerio de Defensa persa y 27 entidades e individuos relacionados con el programa nuclear de la República Islámica.

Sin embargo, el portavoz de la OEAI, Behruz Kamalvandi —cuyo nombre se encuentra en la nueva lista de individuos sancionados— subrayó que esta medida de la Administración de Donald Trump es “un movimiento desesperado” después de varios fracasos que resultaron en un aislamiento político sin precedentes de Washington.

“Tales acciones por desesperación e impotencia no tendrán ningún efecto en las actividades de la Organización de Energía Atómica”, recalcó Kamalvandi en declaraciones concedidas el mismo lunes a la agencia iraní de noticias FARS.

 

De hecho, prosiguió, dadas las sucesivas derrotas políticas, especialmente los recientes fracasos en la arena internacional, las autoridades estadounidenses parecen estar buscando cambiar el panorama mediático creado por estas bofetadas.

No obstante, conforme aseguró el titular persa, la OEAI continuará sus actividades con vigor y poder para garantizar los derechos nucleares pacíficos del pueblo iraní pese a los embargos de Washington.

Teherán considera “nula” la reinstauración por EE.UU. de todas las sanciones de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), levantadas en el marco del acuerdo nuclear con Irán, de nombre oficial Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC o JCPOA, por sus siglas en inglés), del que Washington salió unilateralmente en mayo de 2018.

EE.UU. insiste en que otros secunden sus medidas antiraníes, pese a que la mayoría de los miembros del CSNU, incluso sus aliados europeos, ha rechazado, en dos ocasiones —el 14 y el 21 de agosto—, la propuesta de Washington para prorrogar el embargo de armas contra Irán y su iniciativa formal para activar las sanciones internacionales bajo el mecanismo de reactivación inmediata estipulado en el PIAC.

ftn/rha/msm/mkh