• El presidente del Parlamento libanés, Nabih Berri, en una reunión en el Palacio de Unesco, Beirut, capital de El Líbano, 21 de abril de 2020. (Foto: AFP)
Publicada: viernes, 26 de junio de 2020 8:21

La Ley César de EE.UU. para sancionar a Siria busca paralizar al país árabe a nivel nacional y regional, dice el presidente del Parlamento libanés, Nabih Berri.

Berri, en una reunión mantenida el jueves con miembros del movimiento Amal que lidera, condenó la llamada Ley César y afirmó que la medida busca impedir que Siria pueda restaurar la unidad nacional y el papel “clave” que desempañaba en la región de Asia Occidental.

Tal medida, de acuerdo con el alto parlamentario, también busca complicar la situación económica y financiera del país, devastado por más de nueve años del conflicto armado.

Las consecuencias de la aplicación de dicha ley “con todos sus detalles”, no obstante, no afectan únicamente a los sirios, sino también afectan a los vecinos, en concreto, El Líbano, Jordania e Irak, donde EE.UU. busca “controlar las inmensas riquezas” que se encuentran en las aguas regionales.

Ante tal coyuntura, Berri hizo notar que la postura del movimiento Amal se centra en permanecer al lado de quienes siempre se han mantenido junto a El Líbano y su resistencia.

 

¿Qué es la Ley César de criminales de EEUU?

La Ley César es la nueva versión de las medidas coercitivas y hostiles de EE.UU. y se considera la más severa contra un pueblo que sufre años de guerra. Esta ley autoriza la imposición de sanciones adicionales al presidente sirio, Bashar al-Asad, y a altos cargos del país árabe, así como a entidades financieras sirias y sus colaboradores extranjeros.

El secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, anunció el miércoles la entrada en vigor de sanciones a Al-Asad, y a otras 38 personalidades de su entorno que han realizado negocios con el Gobierno de Damasco.

Distintos analistas coinciden en que EE.UU. pretende promover la hambruna a través de dicha ley y las leyes que limitan la capacidad del Estado sirio para abastecer elementos de primera necesidad. Desde Siria, no obstante, la nación afirma que dicha medida punitiva, al igual que todas las sanciones anteriores impuestas a esta nación levantina, jamás logrará quebrar su voluntad ni cambiar sus principios.

De hecho, Siria, que tiene una base sólida y neutralizó los muchos efectos nocivos del conflicto, seguirá cantando victoria en su lucha sin cuartel para vencer el terrorismo económico de Estados Unidos.

ask/ktg/tqi/hnb