• El secretario del Departamento del Tesoro de EE.UU., Steven Mnuchin, en el Capitolio, 15 de mayo de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: miércoles, 12 de junio de 2019 23:51

EE.UU. sanciona a una empresa de Irak y a dos de sus socios, alegando que tuvieron vínculos con el Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica de Irán (CGRI).

Se trata de la Compañía de Recursos de Riqueza del Sur (SWRC, por sus siglas en inglés), con sede en Bagdad (la capital iraquí), y otros dos individuos asociados a la misma, que han sido objeto de nuevas sanciones norteamericanas.

Según ha explicado este miércoles el secretario del Departamento del Tesoro de EE.UU., Steven Mnuchin, Washington ha tomado esa medida a fin de cerrar las supuestas “redes iraníes de contrabando de armas que se han utilizado para armar a los representantes regionales de las Fuerzas de Quds del CGRI en Irak”.

Asimismo, ha acusado al país persa de utilizar “tácticas engañosas” para evitar los embargos impuestos por EE.UU. en su contra, por lo que ha llamado al “sector financiero iraquí” a “endurecer sus defensas” contra esos presuntos métodos.

Tal decisión ha sido tomada después de que Washington aplicara el pasado viernes embargos contra el mayor grupo petroquímico persa, la Compañía de Industrias Petroquímicas del Golfo Pérsico (PGPIC, por sus siglas en inglés), pretextando el apoyo financiero de la empresa al brazo económico del CGRI.

 

En abril pasado, la Administración del presidente estadounidense, Donald Trump, colocó al CGRI en su lista de organizaciones terroristas extranjeras. Esto mientras, el CGRI, encargado de defender a Irán ante cualquier tipo de amenazas, desempeña un papel clave en la lucha antiterrorista en el oeste de Asia.

LEER MÁS: Cuerpo de Guardianes de Irán, fuerza letal para los terroristas

Aplicando el principio de reciprocidad, el Consejo Supremo de Seguridad Nacional de Irán consideró “al régimen de EE.UU. un gobierno patrocinador del terrorismo” y declaró “grupo terrorista” al Comando Central de Estados Unidos (Centcom, por sus siglas en inglés) y a todos sus cuerpos armados asociados.

El lunes, la portavoz del Departamento de Estado de EE.UU., Morgan Ortagus, reiteró la política de embargos y presión económica contra la República Islámica, subrayando que su país sancionará a cualquiera empresa que financie a la industria petrolera o al CGRI de Irán.

fdd/anz/nlr/rba

Comentarios