• Un componente del Sistema Terminal de Defensa Aérea a Gran Altitud (THAAD, por sus siglas en inglés) lanza un misil desde el territorio estadounidense de Hawái.
Publicada: jueves, 27 de abril de 2017 1:44
Actualizada: jueves, 27 de abril de 2017 2:24

El almirante Harry Harris advierte al Congreso de EE.UU. de que coloque un sistema defensivo en el territorio de EE.UU. ante una posible represalia de Pyongyang.

El jefe del Comando del Pacífico (USPACOM, por sus siglas en inglés), el almirante Harry Harris, advirtió el miércoles al Congreso de EE.UU. que cualquier ataque de la Armada norteamericana contra Corea del Norte conllevaría una respuesta desmedida por parte de Pyongyang contra el suelo estadounidense.

Por ello, instó a los legisladores a que aprueben el despliegue de sistemas defensivos de interceptores de misiles balísticos en los estados de Alaska, California y Hawái, y al mismo tiempo, el inmediato reforzamiento de los radares detectores de ataques aéreos.

Yo diría que lo que estamos enfrentando es que (...) más coreanos y japoneses y estadounidenses morirían si Corea del Norte logra sus objetivos nucleares y actúa como Kim Jong-un ha prometido hacer”, afirmó el almirante Harry Harris ante el Congreso de EE.UU.

En este contexto, les precisó que frente a la amenaza de una de las concentraciones más densas de artillería en la tierra especialmente dirigida a una de las zonas más densamente pobladas del planeta, el Departamento estadounidense de Defensa (el Pentágono) debe medir bien sus actos, ya que si da un paso en falso y no mide bien la respuesta militar de Corea del Norte, podría enfrentarse a consecuencias muy devastadoras.

Harris reconoció, asimismo, que las posibles represalias derivadas de un hipotético ataque a Corea del Norte pondrían en riesgo la vida de millones de surcoreanos en Seúl (capital surcoreana), así como la de los 24.000 soldados estadounidenses estacionados en Corea del Sur.

“Yo diría que lo que estamos enfrentando es que (...) más coreanos y japoneses y estadounidenses morirían si Corea del Norte logra sus objetivos nucleares y actúa como Kim Jong-un ha prometido hacer”, afirmó el almirante.

 

En este sentido, recordó a los congresistas que, como evidencian los últimos hechos registrados en la península coreana, el líder norcoreano no quiere desnuclearizar sus instalaciones, sino todo lo contrario y, por ello, EE.UU. debe prepararse para un escenario bélico, por mucho que no desee esta opción.

En su alocución, Harris también aseguró que EE.UU. no debe esperar mucho de China en cuanto a disuadir a Corea del Norte de sus pretensiones nucleares, pues, como dijo recientemente el presidente estadounidense, Donald Trump, Pekín es el principal valedor comercial de Pyongyang.

Finalmente, el almirante calificó de “absurdo” que China presione a Corea del Sur por la inminente instalación del sistema de Defensa Terminal de Área a Gran Altitud (THAAD, por sus siglas en inglés) en su territorio.

krd/anz/hgn/rba

Comentarios