• El secretario de Defensa de EE.UU., Jim Mattis (centro), se reúne con su homólogo israelí, Avigdor Lieberman, en los territorios ocupados, 21 de abril de 2017.
Publicada: viernes, 21 de abril de 2017 17:53

El secretario de Defensa de EE.UU., Jim Mattis, acusa sin fundamento a Siria de conservar algunas armas químicas.

Mattis ha hecho la acusación al iniciar una visita a los territorios palestinos ocupados para reunirse con dirigentes israelíes, que hace dos semanas apoyaron claramente el ataque de EE.UU. a la base militar siria de Al-Shairat (en Homs, centro de Siria) tras acusar sin fundamento a Damasco de "estar detrás del ataque con armas químicas a la ciudad de Jan Sheijun, en la provincia de Idlib (noroeste)". La agresión estadounidense acabó con la vida de al menos nueve civiles sirios.

"La comunidad internacional no puede albergar dudas de que Siria ha conservado armas químicas, en violación de lo acordado y de su declaración de que las había eliminado todas", ha dicho hoy viernes Mattis en una conferencia de prensa conjunta con Avigdor Lieberman, responsable de las relaciones exteriores del régimen de Tel Aviv.

La comunidad internacional no puede albergar dudas de que Siria ha conservado armas químicas, en violación de lo acordado y de su declaración de que las había eliminado todas", ha dicho el secretario de Defensa de EE.UU., Jim Mattis, en una conferencia de prensa conjunta con Avigdor Lieberman, responsable de las relaciones exteriores del régimen de Tel Aviv.

A continuación, el funcionario estadounidense ha lanzado una advertencia al Ejército sirio para que no haga uso de su presunto armamento químico.

Los dirigentes israelíes estuvieron entre los primeros en aplaudir el ataque estadounidense a Siria. Desde el comienzo de la crisis de este país, el régimen de Tel Aviv ha afirmado constantemente que su política oficial es “no involucrarse directamente” en la crisis enviando tropas, pero muchos informes indican que Israel está implicado indirectamente, con suministros de armas a los terroristas (entre ellos los llamados “rebeldes”) y cuidados en sus hospitales a miles de combatientes takfiríes.

A su vez, el presidente de Siria, Bashar al-Asad, ha negado que su Ejército usara armas químicas el 4 de abril en un supuesto bombardeo de la localidad de Jan Sheijun.

En una entrevista concedida a la agencia rusa de noticias Sputnik, Al-Asad también ha indicado que está convencido al 100 % de que los terroristas reciben armas químicas de Turquía.

"La única manera, la única vía para que los terroristas obtengan dinero, armamento, apoyo logístico, combatientes y este tipo de material es a través de Turquía, no hay otra ruta para que vengan del norte. Así que es Turquía, al cien por ciento",  ha dicho el mandatario.

Damasco recuerda que se deshizo de todas sus armas químicas en 2013, tras un acuerdo entre Rusia y Estados Unidos para el desmantelamiento del arsenal químico de Siria que recibió el aval del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU).

alg/mla/msm/nal

Comentarios