• El presidente estadounidense, Donald Trump, mantiene una reunión con los senadores del país en la Sala Roosevelt de la Casa Blanca en Washington, 9 de febrero de 2017.
Publicada: jueves, 9 de febrero de 2017 23:17
Actualizada: viernes, 10 de febrero de 2017 1:05

Un tribunal de apelaciones mantiene la suspensión de la polémica orden de Trump que veta la entrada a EE.UU. de ciudadanos de siete países de mayoría musulmana.

"Mantenemos que el Gobierno no mostró probabilidad de éxito en los méritos de su apelación, ni mostró que el fracaso del recurso pueda causar un daño irreparable, por lo tanto se niega la moción de emergencia", ha dictado este jueves la sentencia de un tribunal de apelaciones, recogida por la agencia de noticias francesa AFP.

El panel de tres jueces federales de la Corte de Apelaciones del Circuito Noveno, con sede en San Francisco, que escuchó a las partes el pasado martes, ratifica así la decisión del juez federal James Robart de suspender temporalmente el decreto del presidente Donald Trump mientras se juzga la cuestión en su corte federal en Seattle.

Mantenemos que el gobierno no mostró probabilidad de éxito en los méritos de su apelación, ni mostró que el fracaso del recurso pueda causar un daño irreparable, por lo tanto se niega la moción de emergencia", ha dictado la sentencia de un tribunal de apelaciones.

La sentencia indica que el Gobierno no ha presentado ninguna prueba de que un extranjero de ninguno de los países mencionados en la orden haya perpetrado un atentado terrorista en suelo estadounidense.

El texto denuncia además las "lesiones importantes e incluso daños irreparables" que ha provocado la orden ejecutiva, que entró en vigor el pasado 27 de enero. Los estados sostuvieron que las prohibiciones de viaje "han perjudicado a empleados universitarios y estudiantes de las universidades regionales, separado familias y dejado a residentes de estos Estados en el extranjero".

La respuesta de Trump, por otra parte, no se ha hecho esperar. Al darse a conocer la sentencia, el presidente ha prometido luchar ante la justicia. “Nos vemos en la corte, la seguridad de nuestra nación está en juego”, ha escrito el mandatario en su cuenta de Twitter. En una breve observación a los periodistas, el mandatario la ha considerado "una decisión política", según la cadena NBC News.

 

El decreto migratorio de Trump, duramente criticado en Estados Unidos, así como en otros países del mundo, prohíbe por 90 días el ingreso al país norteamericano de ciudadanos de Irán, Irak, Libia, Somalia, Sudán, Siria y Yemen, y de refugiados por 120 días, aunque para los sirios la medida es indefinida.

El juez Robart presidirá una audiencia preliminar para escuchar argumentos. El magistrado ha establecido el 17 de febrero como fecha para recibir los escritos de las partes involucradas. Para entonces, podría ordenar una suspensión del veto de viaje de manera definitiva.

Cualquiera sea la decisión de Robart, lo más probable es que la disputa legal se lleve a la Corte Suprema de Justicia, que tendrá la última palabra.

snr/mla/ftn/mrk

Comentarios