• El presidente del Parlamento de Irán, Ali Lariyani, en una rueda de prensa en Teherán, capital, 1 de diciembre de 2019. (Foto: FARS)
Publicada: domingo, 1 de diciembre de 2019 11:08

El presidente del Parlamento de Irán reafirma los lazos con Irak y destaca labor del ayatolá Seyed Ali Sistani en solventar demandas legítimas del pueblo.

En una rueda de prensa realizada este domingo, el presidente del Parlamento iraní, Ali Lariyani, ha asegurado que, pese a los recientes disturbios en Irak, los nexos Teherán-Bagdad continuarán desarrollándose sin problema alguno, al tiempo que ha elogiado al máximo clérigo chií del país árabe, el ayatolá Seyed Ali Sistani, por gestionar de la mejor manera la coyuntura que atraviesa Irak buscando potenciales vías para solventarla.

“Con la presencia del ayatolá Sistani en Irak y el liderazgo integral que tiene, no nos preocupamos”, ha declarado Lariyani.

Considerando a Irak como un aliado de Irán, el alto parlamentario ha indicado que los funcionarios políticos y religiosos iraquíes “son lo suficientemente sabios” como para conocer con exactitud los acontecimientos acaecidos en el país, destacando que el liderazgo del ayatolá Sistani frustrará las conspiraciones de los enemigos.

El presidente del Parlamento iraní también ha manifestado la disposición de su país a apoyar a Irak. “Estábamos preocupados cuando el grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) fue provocado por los estadounidenses para ocupar Irak y nosotros apoyábamos a Bagdad en esos momentos. Ahora mismo, confiamos en la sabiduría del ayatolá Sistani para resolver esta situación, sin embargo, cualquier ayuda que requieran, estamos dispuestos a ofrecerla”, ha dicho.

Con la presencia del ayatolá Sistani en Irak y el liderazgo integral que tiene, no nos preocupamos”, ha declarado el presidente del Parlamento de Irán, Ali Lariyani, en alusión a las relaciones Irán-Irak tras los recientes disturbios en el país árabe.

Las movilizaciones en Irak iniciaron pacíficamente el primero de octubre en demanda de más puestos de trabajo y una mejora de la situación económica, empero, se tornaron violentos después de que vándalos y saboteadores infiltrados comenzaron a disparar contra las policías y los manifestantes.

El ayatolá Sistani, a su vez, alertó de los complots de los enemigos que, según él tratan de crear conflictos para traer de vuelta la era de la dictadura al país.

LEER MÁS: Irak: Hay manos negras detrás de las recientes protestas

Según varios expertos, entre ellos el analista internacional Iñaki Gil de San Vicente, el Gobierno estadounidense y el régimen israelí están detrás de tales actos e intervinieron en las protestas pacíficas para crear caos y poder así “mantener el dominio económico y político de un Irak destrozado y hacerse con el control del petróleo”.

LEER MÁS: EEUU e Israel aplauden el ataque al consulado iraní en Irak

LEER MÁS: Irak, bajo las sucias manos de Washington y sus socios

nlr/ctl/msf

Comentarios