• El director general de la AIEA, Yukiya Amano, durante una reunión de la Junta de Gobernadores en Viena, 22 de noviembre de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: viernes, 23 de noviembre de 2018 16:24
Actualizada: viernes, 23 de noviembre de 2018 19:24

Según los datos obtenidos por la AIEA, Corea del Norte ha reactivado sus actividades nucleares, ha dicho el director del organismo, Yukiya Amano.

“Se han observado en (el complejo nuclear de) Yongbyon (noroeste), actividades cerca del río Kuryong que podrían estar relacionadas con cambios en la infraestructura de refrigeración del reactor de 5MW y del reactor de agua ligera”, informó ayer jueves el director general de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA).

Amano precisó que en el reactor de agua ligera también se han observado actividades que concuerdan con la fabricación de compuestos de reactor y el posible envío de estas partes al interior del edificio del reactor.

Desde abril de 2009, los inspectores de la AIEA no tienen presencia en el territorio norcoreano, por lo que supervisan las actividades atómicas del país solo a través de imágenes de satélite y otros métodos a distancia.

Por eso, Amano, antiguo diplomático japonés, destacó que “sin acceso, la agencia no puede confirmar la naturaleza ni el propósito de esas actividades”.

Se han observado en (el complejo nuclear de) Yongbyon (noroeste), actividades cerca del río Kuryong que podrían estar relacionadas con cambios en la infraestructura de refrigeración del reactor de 5MW y del reactor de agua ligera”, informó el director general de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA), Yukiya Amano.

 

El pasado viernes, la agencia oficial de noticias de Corea del Sur, Yonhap, informó de que el líder norcoreano, Kim Jong-un, había supervisado el ensayo de una nueva arma de “alta tecnología”.

En junio pasado, el presidente de EE.UU., Donald Trump, se reunió con Kim en una histórica cumbre en Singapur, donde ambos acordaron trabajar a favor de la desnuclearización de la península de Corea.

En dicha reunión, los dos mandatarios acordaron que el Gobierno norcoreano detuviese su programa nuclear y de misiles en respuesta a la normalización de las relaciones entre ambos países y el fin del estado de guerra formal en la península.

Sin embargo, desde entonces no se han tomado medidas concretas: la parte norcoreana estaba avanzando en la desnuclearización, pero su paciencia casi se ha agotado, a la espera de que Washington cumpla lo acordado, en particular levantar los embargos, mientras que la Administración de Trump declara que está insatisfecha con la falta de progreso en el desarme por parte de Pyongyang.

snz/mla/hgn/rba

Comentarios