• Un hombre observa un graffiti que dice: "La paz está en nuestro corazón, las FARC", en una zona rural de Policarpa, departamento de Narino, Colombia, 17 de enero de 2017.
Publicada: martes, 31 de enero de 2017 8:38
Actualizada: martes, 31 de enero de 2017 19:31

En sólo dos meses, un total de 17 líderes sociales fueron asesinados en Colombia, país que atraviesa un momento histórico de transición hacia la paz.

"Ya son 17 los líderes sociales asesinados desde el pasado 1 de diciembre, fecha en la que el Congreso de Colombia refrendó el Acuerdo de Paz" firmado entre el Gobierno de Colombia y la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), según un comunicado emitido el lunes por la Unidad estatal para las Víctimas.

"Estamos sumamente preocupados por la ocurrencia de estos hechos, porque están masacrando a los líderes sociales, el trabajo de ellos es completamente legal", dijo Alan Jara, director de esa entidad, citado en el texto. Urgió además, la necesidad de que el Estado les brinde “protección para sus vidas”.

Estamos sumamente preocupados por la ocurrencia de estos hechos, porque están masacrando a los líderes sociales, el trabajo de ellos es completamente legal", dijo Alan Jara, director de la Unidad estatal para las Víctimas.

La ola de asesinatos incluso ha generado gran inquietud en el Comité Internacional de la Cruz Roja. "Estamos preocupados siempre que las personas son asesinadas por la violencia", indicó el lunes Peter Maurer, presidente de dicha ente.

 

Las FARC que sostiene un acuerdo del cese al fuego bilateral con el Gobierno desde fines de agosto, ha denunciado con insistencia los homicidios.

Tanto las FARC como organizaciones sociales atribuyen los ataques a grupos paramilitares de extrema derecha, una versión desestimada por el gobierno, que responsabiliza de esas muertes a bandas criminales dedicadas al narcotráfico, formadas tras la desmovilización de milicias irregulares de extrema derecha en 2006.

La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidades para los Derechos Humanos (ACNUDH) contabilizó también, 64 homicidios en 2016.

Ante la continuación de asesinatos de líderes sociales y guerrilleros en el país andino, las FARC alertó en múltiples ocasiones sobre el retorno de la ‘guerra sucia’ en Colombia y un ‘nuevo genocidio’ en marcha contra líderes campesinos.

ftm/ktg/nal