• China: Seúl y EEUU verán consecuencia del despliegue de THAAD
Publicada: lunes, 27 de febrero de 2017 16:31
Actualizada: lunes, 27 de febrero de 2017 17:53

China reitera su ‘oposición y fuerte insatisfacción’ ante el plan de despliegue del sistema antimisiles de Estados Unidos THAAD en el territorio surcoreano.

El portavoz del Ministerio de Exteriores de China, Geng Shuang, ha expresado este lunes su preocupación por la instalación del sistema antimisiles de Defensa Terminal de Área a Gran Altitud (THAAD, por sus siglas en inglés) en Corea del Sur, horas después de determinarse el lugar exacto de tal despliegue en Seúl (capital surcoreana).

Más temprano en esta misma jornada se informó de la reunión de la junta directiva del grupo empresarial Lotte con el Ejército surcoreano, en la que Lotte acordó ofrecer uno de sus campos de golf (a 300.000 kilómetros al sureste de Seúl) al Ejército para el despliegue del THAAD.

El despliegue del THAAD, una iniciativa de Estados Unidos y Corea del Sur, socava seriamente el equilibrio estratégico de la región y los intereses estratégicos y de seguridad de los países regionales como China. Además no es favorable para salvaguardar la paz y la estabilidad en la península coreana”, dice el portavoz del Ministerio de Exteriores de China, Geng Shuang.

“El despliegue del THAAD, una iniciativa de Estados Unidos y Corea del Sur, socava seriamente el equilibrio estratégico de la región y los intereses estratégicos y de seguridad de los países regionales como China. Además no es favorable para salvaguardar la paz y la estabilidad en la península coreana”, ha dicho Shuang.

 

El vocero de la Cancillería china también ha manifestado que Pekín tomará las medidas necesarias para salvaguardar sus intereses de seguridad, y ha advertido de que Corea del Sur y EE.UU. afrontarán todas las consecuencias de sus actos.

El ministro surcoreano de Defensa, Han Min-Koo, y su nuevo homólogo estadounidense, James Mattis, prometieron a finales de enero que el THAAD sería desplegado este año en Corea del Sur.

Además de Pekín, Moscú está preocupado por esta decisión conjunta de EE.UU. y Corea del Sur. Ambos países se oponen a tal decisión y califican de “complicada y delicada” la situación en la península coreana y el noreste de Asia, por lo cual, han acordado tomar más medidas en respuesta al mencionado plan de Seúl y Washington.

tqi/ctl/bhr/nal