• --
Publicada: lunes, 10 de marzo de 2014 10:24
Actualizada: jueves, 10 de diciembre de 2015 10:48

El primer ministro sirio, Wael al-Halqi, acusó el domingo a Arabia Saudí, a EE.UU. y al régimen de Israel de ser los principales patrocinadores del terrorismo en Irak y Siria pues suministran fondos y armas a los terroristas que operan en estos dos países. El premier sirio, en una reunión con una delegación de Colegio de Abogados de Irak, afirmó que Siria e Irak deben unirse en su lucha contra el terrorismo, ya que el mismo terrorismo que golpea Irak opera en los territorios sirios. Por ello, hizo hincapié en la necesidad de aunar los esfuerzos árabes para ajustar cuentas con todo individuo o país que apoyó o financió el terrorismo y a los terroristas, o les envió para destruir Siria, Irak y la región y cometer matanzas allí, y señala como responsables a Arabia Saudí, EEUU y el régimen israelí. Asimismo, destacó el papel de los intelectuales árabes en la fortificación de la sociedad árabe contra el pensamiento wahabí criminal, respaldado por dichos países. Por otra parte, hizo un llamamiento para defender a la nación árabe, su historia y civilización ante la amenaza que supone este tipo de pensamiento. Los miembros de la delegación iraquí indicaron que Irak y Siria luchan en un mismo frente, es decir, contra una ideología oscurantista que pretende debilitar el eje antisionista. Desde marzo de 2011, Siria es escenario de violentos disturbios orquestados por grupos armados y terroristas respaldados desde el extranjero, y cuyo objetivo es derrocar al Gobierno de Al-Asad. Alguno de estos grupos terroristas que operan en Siria, el Estado Islámico de Irak y el Levante (EIIL), por ejemplo, también están librando una guerra sin cuartel contra el Gobierno de Bagdad. tmv/nii/