• El presidente de EE.UU., Donald Trump, visita una base aérea con tropas norteamericanas en Irak.
Publicada: miércoles, 28 de octubre de 2020 10:23

Un reporte revela que los ataques de EE.UU. a Yemen han aumentado drásticamente durante el mandato de Donald Trump, pese a su alegada antipatía hacia las guerras.

Según un informe de la organización de periodistas independientes Airwars, publicado el martes, las fuerzas del Ejército de EE.UU. y la Agencia Central de Inteligencia (CIA, por sus siglas en inglés) han realizado desde 2017 hasta 2020 casi 231 ataques militares en Yemen, la mayoría de ellos aéreos.

El dossier agregó, además, que la mayoría de estas ofensivas ocurrió durante el primer año del mandato del actual presidente de EE.UU., Donald Trump, quien criticó en reiteradas ocasiones a su antecesor demócrata, Barack Obama, por lanzar operaciones militares en los países extranjeros, en particular, la región de Asia Occidental.

Esto mientras, según precisó el informe, durante los ocho años de la presidencia de Barack Obama, se realizó un total de 255 ataques de ese tipo por parte de las fuerzas de Estados Unidos en el territorio yemení.

Los datos de Airwars revelan también que las operaciones de EE.UU. durante los años 2017-2020 han dejado al menos 121 muertos entre la población civil yemení, mientras que las muertes causadas en los ocho años de la Presidencia de Obama cifran en 166 personas.

 

El año 2017 marcó el peor año en cuanto a civiles muertos reportados por las acciones estadounidenses en Yemen”, sostiene Airwars, para después agregar que la intervención de EE.UU. empezó desde 2009, años antes de que Arabia Saudí lance una agresión militar contra el país más pobre del mundo árabe.

Arabia Saudí y sus aliados bombardean indiscriminadamente Yemen desde marzo de 2015, con el apoyo de ciertos países occidentales, a fin de restaurar en el poder al fugitivo expresidente yemení Abdu Rabu Mansur Hadi.

El apoyo armamentístico del Gobierno de EE.UU. a Arabia Saudí ha sido también un tema controvertido. En distintas ocasiones, informes han desvelado el crimen de guerra que comete Riad en Yemen con apoyo de Washington.

Conforme a las últimas cifras ofrecidas el pasado septiembre por el Ministerio de Derechos Humanos de Yemen, la brutal campaña militar saudí ha dejado unos 17 000 civiles yemeníes muertos, de los que una quinta parte son niños.

myd/ktg/fmk/mjs