• El Líder de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Seyed Ali Jamenei, en un encuentro con comandantes y altos mandos de la Fuerza Naval del Cuerpo de los Guardianes de la Revolución Islámica de Irán (CGRI), 7 de octubre de 2015.
Publicada: miércoles, 7 de octubre de 2015 16:40

La mayor amenaza que pesa sobre el mundo es la hipocresía y las mentiras de quienes dicen defender los derechos humanos, sostiene el Líder iraní, el ayatolá Seyed Ali Jamenei.

“Hoy en día, el mayor peligro para el mundo es la hipocresía, la falsedad y la mentira de quienes pretenden defender los derechos humanos (…) Sus alegatos sobre su defensa de los derechos humanos y civiles contradicen la realidad y son totalmente vanos e inútiles”, ha afirmado este miércoles el Líder de la Revolución Islámica de Irán.

En declaraciones ofrecidas en un encuentro mantenido con los comandantes y altos mandos de la Fuerza Naval del Cuerpo de los Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI), el ayatolá Jamenei ha lamentado el hecho de que “las potencias mundiales no duden en utilizar armamento muy peligroso y métodos inhumanos para matar a seres humanos inocentes”.

Comandantes y altos mandos de la Fuerza Naval del CGRI visitan al Líder iraní, 7 de octubre de 2015.

 

Tras mencionar los “peligrosos planes” de las potencias hegemónicas para la región de Oriente Medio, el Líder iraní ha enumerado el ataque de Estados Unidos contra un hospital de Afganistán y las matanzas perpetradas contra los pueblos de Siria, Irak, Yemen, Palestina y Baréin como ejemplos de su crueldad e insensibilidad.

“En tales circunstancias, la República Islámica de Irán, además de haber impedido la penetración enemiga en el país, ha frustrado también, en muchos casos, los planes y programas de los enemigos para la región”, ha destacado.

Por esta misma razón, ha continuado, las potencias hegemónicas han dedicado su mayor empeño y programaciones meticulosas a su enemistad con el sistema islámico de Irán, por lo que las pretensiones de Estados Unidos de negociar con Irán deben entenderse como un intento de influir en el país persa.

“Negociar con Estados Unidos está prohibido porque no solo no tiene ningún beneficio, sino que conlleva muchas desventajas”, ha enfatizado el Líder iraní.

tas/mla/rba