• Parejo: EEUU, con sus sanciones, no puede ser salvador de nadie
Publicada: domingo, 22 de marzo de 2020 23:24
Actualizada: lunes, 23 de marzo de 2020 11:55

EE.UU. y sus aliados que sancionan a Irán no pueden “autoproclamarse como salvadores” de vidas, en medio de la lucha contra el COVID-19, opina una analista.

El Líder de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Seyed Ali Jamenei, ha indicado este domingo que las autoridades estadounidenses han reiterado en varias ocasiones su disposición para enviar ayuda médica para tratar a los contagiados iraníes del nuevo coronavirus 2019 (COVID-19) y que Irán solo tiene que pedirlo. Ha destacado que ninguna persona sabia pediría ayuda de un país acusado de crear el temible virus.

Carmen Parejo Rendón, redactora de la revista La Comuna, ha compartido el mismo punto de vista con el ayatolá Jamenei y ha afirmado que EE.UU. no puede imponer sanciones económicas contra el país persa, y luego presentarse como salvador de vidas.

En una entrevista concedida la misma jornada del domingo a la cadena HispanTV, Parejo ha hecho notar que “un país como Estados Unidos que está agrediendo de muchas maneras, no solamente a través de sanciones, sino que está agrediendo a muchos países en el mundo a su propio pueblo (…) no es que tenga la autoridad como para ir por ahí de salvador de nadie”.

 

Los países aliados de EE.UU., como miembros de la Unión Europea (UE), tampoco han hecho nada para frenar las sanciones económicas impuestas contra Irán para facilitar la lucha de Teherán contra el COVID-19.

Teniendo en cuenta todo eso, Washington y sus aliados, de acuerdo con la entrevistada, “no tienen ninguna capacidad para autoproclamarse salvadores absolutamente de nadie, ni para ayudar a nadie. No están hecho para eso”, ha recalcado.

El secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, mencionó el 28 de febrero, durante una comparecencia ante el Comité de Asuntos Exteriores de la Cámara de Representantes que Washington había ofrecido ayuda a Irán para contrarrestar los efectos de la epidemia causada por el COVID-19.

Pompeo declaró días después, el 17 de marzo, la imposición de nuevas sanciones que afectarán aún más al país persa en medio del brote del temible virus desconocido.

El nuevo coronavirus, que empezó en diciembre en la ciudad china de Wuhan, ha ido contagiando a más países del mundo. Hasta la fecha, los datos globales indican que la rápida propagación del COVID-19 ha infectado a 335 403 personas, de las cuales 14 611 han muerto. Washington, no obstante, se niega a reducir las medidas coercitivas que ejerce contra Irán.

Fuente: HispanTV Noticias

ask/rha/hnb