• Mesa Directiva del Congreso de Perú es acusada de corrupción
Publicada: viernes, 14 de febrero de 2020 5:46
Actualizada: viernes, 14 de febrero de 2020 10:24

En Perú, la Contraloría General dispuso la acreditación de una comisión que investigará la presunta aprobación de bonos a trabajadores del Congreso.

El Congreso de Perú no funciona desde setiembre del 2019 y en su lugar sesiona la Comisión Permanente presidida por la Mesa Directiva. Sus funciones son meramente administrativas y es por ello que la Contraloría ya puso el ojo sobre un presunto caso de corrupción; la contratación de 104 nuevos trabajadores en el mes de diciembre, hecho que genera suspicacia entre los demás integrantes de la Comisión, pues sospechan que se trata de la devolución de favores dentro del partido que dominó el último Congreso disuelto, Fuerza Popular.

Las contrataciones hechas por el oficial mayor del Congreso, Giovanni Forno, con el visto bueno del presidente de la Mesa Directiva, Pedro Olaechea, serán investigadas en el plano administrativo. En la víspera, Olaechea reiteró su disposición ante las autoridades para esclarecer los hechos.

El aumento de casi un millón de dólares en el presupuesto del Parlamento que representa la contratación de los nuevos trabajadores, podría ser motivo suficiente para que la investigación pase al rumbo penal en cuyo caso los integrantes de la Comisión, que perderán su inmunidad parlamentaria en pocas semanas, respondan ante la Justicia.

Las contrataciones deberán ser revisadas cuando el nuevo Congreso asuma funciones. Son los nuevos parlamentarios quienes descubrirán si se trató de un trato irregular e informarlo al Ministerio Público.

La Contraloría ya designó a los dos representantes que lideraran el grupo de trabajo que investigará además la suscripción de un presunto irregular acuerdo con el sindicato de trabajadores del Congreso para el pago de un bono extraordinario de 2600 dólares a cada uno de los 1950 empleados del Parlamento.

Aaron Rodríguez, Lima.

fdd/mrg