• Fuente: AFP
Publicada: miércoles, 8 de abril de 2020 0:13

Los puertorriqueños hacen cola en una tienda durante el confinamiento obligatorio por el COVID-19 en Carolina, Puerto Rico, 7 de abril de 2020.

Los habitantes de Puerto Rico han formado una larga fila con carritos de supermercado en la ciudad de Carolina para comprar alimentos y otros recursos debido al temor provocado por la pandemia de coronavirus.

El número de casos positivos por COVID-19 en Puerto Rico alcanzó la cifra de los 573 y 23 han muerto.

El gobernador de Puerto Rico, Wanda Vázquez Garced, impuso un toque de queda no esencial a las empresas en la isla y ordenó a la gente que se quedara en casa desde las 7 pm a las 5 a.m. Además, desde el 31 de marzo, impuso medidas más estrictas, incluida la obligación de que cualquier persona que ingrese a un negocio use una mascarilla facial.

En medio del estado de emergencia que se vive en la isla, llega la noticia de que unas pruebas de coronavirus compradas por el Gobierno carecían de los estándares requeridos. Las autoridades llevan a cabo la coordinación necesaria para que les devuelvan los millones de dólares pagados.

Fuente: AFP

 

Fuente: AFP

 

Fuente: AFP

 

mag/nii/