• El Cuerpo de Guardianes de Irán lanza misiles en un ejercicio militar en el país persa, 15 de enero de 2021. (Foto: Sepahnews)
Publicada: domingo, 12 de diciembre de 2021 8:51

Un alto mando militar iraní advierte que Israel y Estados Unidos pagarían un “alto precio” si se atreven a lanzar un ataque a Irán.

“Proporcionar condiciones para que los comandantes militares prueben misiles iraníes con objetivos reales costará un alto precio a los agresores”, dijo el sábado un comandante iraní de alto rango anónimo a la agencia iraní de noticias Nournews.

El oficial castrense persa hizo la advertencia en reacción a un reciente informe de la emisora israelí Kan, que sostiene que Estados Unidos y el régimen de Israel preparan ejercicios militares conjuntos en los que pretenden ensayar supuestos ataques a las instalaciones nucleares de Irán.

Según el informe, dichas maniobras, ‘las mayores hasta la fecha’, se producirán en la primavera de 2022, y se usarían “docenas” de cazas, aviones de reconocimiento y reabastecimiento de combustible así como aviones espía Gulfstream G550.

 

El alto oficial castrense persa cuestionó la capacidad de EE.UU. e Israel para lanzar una intervención militar en Irán, recordando algunos de los golpes sufridos en los últimos años por Washington en sus enfrentamientos militares directos con el país persa.

“No creo que los condecorados soldados [estadounidenses] que sufrieron conmoción cerebral, según el Pentágono, en el ataque a Ain Al-Asad, estén dispuestos a volver a arriesgar su vida, atacando a Irán”, se mofó el oficial iraní, haciendo referencia a un ataque en 2020 con decenas de misiles llevado a cabo por el país persa a la base militar iraquí que albergaba a las tropas estadounidenses.

La contundente medida de Irán se produjo en represalia por el asesinato del teniente general iraní, Qasem Soleimani, comandante de la Fuerza Quds del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI), en un bombardeo de EE.UU. en Bagdad (capital iraquí) el 3 de enero de 2020.   

El oficial castrense luego hizo referencia al humillante derribo de un dron espía estadounidense, modelo Global Hawk, en junio de 2019 por el sistema antimisiles iraní ‘Tres de Jordad’ en la provincia meridional de Hormozgan, después de violar la soberanía del país persa. “Probablemente, siguen hundido en las aguas del Golfo Pérsico los restos del superavanzado dron espía estadounidense derribado por Irán”, se burló.

Las autoridades castrenses iraníes han advertido una y otra vez que cualquier locura por parte de EE.UU. e Israel tendrán graves consecuencias.

ftm/mkh