• El presidente chino, Xi Jinping, habla en una reunión extraordinaria por teleconferencia de los líderes del G20, 26 de marzo de 2020. (Foto: Xinhua)
Publicada: viernes, 27 de marzo de 2020 1:20
Actualizada: viernes, 27 de marzo de 2020 1:45

El presidente chino pide “una mayor cooperación internacional” para combatir el COVID-19 y evitar actos hostiles, como los que hace EE.UU. contra Pekín .

El mandatario chino, Xi Jinping, instó el jueves a la comunidad internacional a la “unidad y solidaridad” y aunar esfuerzos para hacer frente a la pandemia del nuevo coronavirus, conocido como COVID-19, que ya ha dejado más de 24 000 muertos en todo el mundo.

En una reunión extraordinaria por teleconferencia de los líderes del G20 para abordar la crisis provocada por brote del letal virus, Xi instó a dejar de lado “acciones hostiles como las que Estados Unidos lleva a cabo contra China” para poder luchar de manera efectiva contra el nuevo virus letal.

En este sentido, pidió “una mayor cooperación internacional en todos los frentes”, incluido lo económico, para reducir los impactos negativos de la pandemia. Asimismo, instó que se tomen medidas “urgentes” para frenar la recesión económica a nivel mundial debido al brote del COVID-19.

 

China ha denunciado en varias ocasiones la campaña de “calumnias” y “desprestigio” de EE.UU. contra Pekín tras el brote del COVID-19, calificado por el presidente estadounidense como “virus chino”.

Las autoridades chinas señalan que si bien la epidemia del COVID-19 estalló en Wuhan, eso no significa que la enfermedad se originó en esta ciudad, pues no hay evidencias que prueben tal hecho.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y diferentes expertos en salud han expresado a su vez su clara oposición de vincular el nuevo coronavirus a países y regiones específicos así como a la estigmatización.

El Gobierno chino ha recalcado también que en contraste con EE.UU. que continúa sus políticas coercitivas contra países como Irán y Venezuela en medio del brote del coronavirus, Pekín ha estado contribuyendo con otros Estados para derrotar el virus.

En China el número de nuevos contagios de coronavirus ha descendido considerablemente en las últimas jornadas, de manera que el gigante asiático puso fin el miércoles a la cuarentena en la provincia de Hubei, la más golpeada por el virus.

Eso mientras, EE.UU. se convirtió el jueves en el epicentro del COVID-19, superando a China e Italia al registrar el mayor número de infectados con un total de 85 280 enfermos, según informaron medios locales.

mnz/lvs/mjs