• El fundador de Wikileaks, Julian Assange, se dirige a los medios desde la embajada ecuatoriana en el centro de Londres (capital británica), 5 de febrero de 2016.
Publicada: viernes, 2 de diciembre de 2016 2:23
Actualizada: sábado, 3 de diciembre de 2016 10:00

Wikileaks revela miles de documentos del Gobierno alemán y su fundador acusa a ese Ejecutivo de ser un ‘cobarde’ por utilizar documentos revelados por Snowden.

El fundador de Wikileaks, Julian Assange, lanzó el jueves tal acusación en contra del Gobierno alemán por haber usado los documentos filtrados por el antiguo empleado de la Agencia de Seguridad Nacional estadounidense (NSA, por sus siglas en inglés) Edward Snowden en el marco de una investigación sobre las actividades de la agencia de Inteligencia alemana (BND, por su acrónimo alemán), a pesar de que no le dejó testificar cuando los documentos salieron a la luz.

Wikileaks publicó la misma jornada el informe de 90 gigabytes sobre las actividades de vigilancia de la BND y la cooperación con la agencia estadounidense NSA que fueron presentados a una comisión del Parlamento el año pasado como pruebas de la investigación.

Esta información sustancial prueba que se han estado utilizando los documentos de Snowden. Sin embargo, las autoridades han sido tan cobardes que no le han dejado testificar”, aseveró el fundador de Wikileaks, Julian Assange.

Los 2420 documentos de la investigación, lanzada a raíz de las revelaciones de Snowden en 2013 sobre los estrechos vínculos de vigilancia entre ambas agencias y las actividades de la agencia alemana, pertenecen a “varias agencias” del Gobierno alemán, como el BND y la Oficina Federal para la Protección de la Constitución (BfV, por sus siglas en alemán).

“Esta información sustancial prueba que se han estado utilizando los documentos de Snowden. Sin embargo, las autoridades han sido tan cobardes que no le han dejado testificar”, enfatizó Assange.

La BND no divulgó la información, alegando que ello podría dañar su relación con la NSA, con la que la agencia tiene varios acuerdos de espionaje, según revelan los documentos de Wikileaks.

Snowden reveló en su día que la agencia estadounidense estaba cooperando con la Inteligencia de otros países para espiar a sus ciudadanos y que lo hacían incluso al margen del Gobierno.

Alemania, que ha tenido una estrecha relación con el Ejército de EE.UU. desde el fin de la Segunda Guerra Mundial, se vio golpeada por el escándalo de la revelación de su cooperación con la NSA para espiar a las instituciones europeas y a los ciudadanos alemanes.

El 21 de noviembre, el Tribunal Federal de Justicia de Alemania sentenció que el comité estaba obligado a escuchar el testimonio de Snowden en persona. No obstante, la Unión Demócrata Cristiana (CDU) de la canciller Angela Merkel y los socialdemócratas decidieron retirar la invitación.

snr/ctl/myd/hnb